Nuestros amigos de cuatro patas reconocen perfectamente el momento de salir a la calle. Cuando tu coges la correa y el collar, ellos ya te están esperando. Cuando le pongas el collar a tu mascota, asegúrate que no esté muy ajustado. Lo ideal es que puedas meter uno o dos dedos entre el collar y el cuello del perro. El aspecto más importante es mantener el control para que tu mascota no te ordene durante el paseo, por eso es bueno tenerlo cerca de ti al andar durante los primeros meses.

La temperatura puede determinar el momento más adecuado para salir a pasear con tu perro. Durante el invierno las horas de sol son ideales, pero con el calor del verano es más recomendable temprano por la mañana o al anochecer. Es importante que no te olvides las bolsas para recoger las heces y que, si el paseo es muy largo, te lleves un recipiente con un poco de comida y agua.

Consejos básicos

  • Puedes llevar una botella de espray con agua para desalentar a tu mascota a ladrar a otros perros.
  • Limpia las heces que tu mascota deje durante el paseo.
  • Háblale a tu mascota.
  • Evita los bozales, ya que pueden provocar que el perro se vuelva agresivo.
  • Presenta tu perro a otros amigos de cuatro patas desde cachorro.

¿Qué necesitarás?